OREMOS PARA QUE EL SANTO PADRE CONSAGRE RUSIA AL INMACULADO CORAZÓN DE MARÍA, TAL Y COMO LO PIDIÓ LA SANTÍSIMA VIRGEN EN FÁTIMA

Monseñor Marcel Lefebvre

"... sin ninguna rebelión ni amargura ni resentimiento, proseguiremos nuestra obra a la luz del Magisterio de siempre convencidos de que no podemos rendir mayor servicio a la Iglesia, al Papa y a las generaciones futuras. Y seguiremos rezando para que la Roma actual infestada de modernismo llegue a ser otra vez la Roma Católica..."

Ramiro de Maeztu

"Venid con nosotros, porque aquí, a nuestro lado, está el campo del honor y del sacrificio; nosotros somos la cuesta arriba, y en lo alto de la cuesta está el Calvario, y en lo más alto del Calvario, está la Cruz."

"Vosotros no sabéis por qué me matáis, pero yo sí sé por lo que muero, para que vuestros hijos sean mejores que vosotros"

jueves, 17 de marzo de 2011

ROSARIO DE LAS CINCO LLAGAS DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO

MODO DE REZARLO

Por la señal, etc.

V. ¡Oh Dios, venid en mi ayuda!
R. ¡Señor, apresuraos a socorrerme!

Graba en mi, oh tierna Madre,
las Llagas de Tu Hijo amado,
por mi amor crucificado.


PRIMERA LLAGA. La del pie izquierdo.

¡Jesús mío crucificado! Adoro devotamente la llaga dolorosa de vuestro pie izquierdo. ¡Ah Señor! Por el dolor que habéis sentido en ella y por la sangre que ha derramado, concededme la gracia de huir de las ocasiones de pecar y de no caminar nunca por las vías de la iniquidad, que me conducirían a mi perdición.

Cinco veces el Gloria Patri. Un Avemaría y la oración GRABA EN MI...

SEGUNDA LLAGA. La del pie derecho.

¡Jesús mío crucificado! Adoro devotamente la llaga dolorosa de vuestro pie derecho. ¡Ah Señor! Por el dolor que habéis sentido y por la sangre preciosa que de ella se derramó, concededme la gracia de seguir constantemente la senda de todas las virtudes cristianas, hasta la entrada en el paraíso.

Cinco veces el Gloria Patri. Un Avemaría y la oración GRABA EN MI...



TERCERA LLAGA. La de la mano izquierda.

¡Jesús mío cricificado! Adoro devotamente la llaga dolorosa de vuestra mano izquierda. ¡Ah Señor! Por el dolor que habéis sufrido y por la sangre preciosa que derramasteis por ella, no permitáis que me encuentre a vuestra izquierda, en medio de los réprobos, en el día del Juicio Final.

Cinco veces el Gloria Patri. Un Avemaría y la oración GRABA EN MI...

CUARTA LLAGA. La de la mano derecha.

¡Jesús mío crucificado! Adoro devotamente la llaga dolorosa de vuestra mano derecha. ¡Ah Señor! Por el dolor que os ha causado y por la sangre que ha vertido, bendecid mi alma y conducidla a vuestro Reino.

Cinco veces el Gloria Patri. Un Avemaría y la oración GRABA EN MI...

QUINTA LLAGA. La del costado.

¡Jesús mío crucificado! Adoro devotamente la llaga dolorosa de vuestro costado. ¡Ah Señor! Por la sangre que derramó, encended en mi corazón el fuego de vuestro amor y concededme la gracia de perseverar amándoos por toda la eternidad.

Cinco veces el Gloria Patri. Un Avemaría y la oración GRABA EN MI...

ORACIÓN A NUESTRA SEÑORA DE LOS DOLORES

¡Oh Madre afligida! ¡Oh corazón virginal, desgarrado por las llagas de vuestro Hijo! Dignaos admitir este pequeño recuerdo de sus sufrimientos en unión de los que Vos misma habéis padecido. Ofreced este homenaje a Jesús, y por vuestra intercesión haced que reciba mis oraciones. Así sea.

Tres Avemaría

INDULGENCIAS

1ª Indulgencia de un año a los que le recen una vez al día.

2ª Indulgencia plenaria a los que le recen diez veces al mes.

3ª Item indulgencia plenaria en los días siguientes: 1º Un viernes del mes de marzo (el viernes que se elija) 2º En las fiestas de la Navidad de Nuestro Señor, de la Circuncisión, de la Epifanía, del Santo Nombre de Jesús, de la Pascua, de la Ascensión, de la Transfiguración, de la Invención y de la Exaltación de la Cruz, o en el día de las respectivas octavas.

4ª Cualquiera que rece el Rosario de la Llagas Sagradas de Nuestro Señor, desde el Domingo de Pasión hasta el Sábado Santo, inclusive, podrá ganar la indulgencia plenaria el día que cumpla el precepto pascual.

5ª Además, cualquiera que rece este Rosario una vez al día en el tiempo comprendido entre el Domingo de Pasión, inclusive, ganará indulgencia de siete años y otra tantas cuarentenas.

ADVERTENCIA IMPORTANTE

Este devotísimo Rosario (o Corona) de la Cinco Llagas de Nuestro Señor es propio de lso Padres Pasionistas, Fué aprobado, bendecido e indulgenciado largamente por los Sumos Pontifices Pío VII (1800); León XII (20 de septiembre de 1823) y Pío IX (11 de agosto de 1851).

Data de mediados del siglo XVIII, casi de la misma fecha que la Congregación de los Pasionistas, lo que con fundamento nos hace creer fué compuesto por uno de los primeros compañeros de SanPablo de la Cruz, probablemente por el Beato Vicente María Estambi. De Pío VII se ha escrito que tan agradable le era esta devoción de la Cinco Llagas, que muchas veces le encontraron en su habitación rezándolo.

Entre la ventajas que tiene este Rosario, una es la brevedad. Bastan cinco minutos para rezarle devotamente, meditando en la Llagas o Pasión del Señor. Para ganar las indulgencias se precisa esta meditación y que esté bendecido el Rosario por el P. General de los Pasionistas, u otro que él autorice.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada